¿Qué es el marketing solidario?

Todo el mundo ha oído hablar, en mayor o menor medida, del marketing. Esta herramienta está destinada a lograr la satisfacción de los consumidores a través de un producto o servicio, buscando siempre un beneficio empresarial. Hasta ahí todo está claro, las empresas cada vez lo utilizan más y está de manera casi omnipresente en nuestro día a día. Sin embargo, hay un tipo de marketing al que quizá no estemos acostumbrados o del que no somos del todo conscientes: el marketing solidario.

Se puede decir que este tipo de marketing se vincula con la Responsabilidad Social Corporativa (RSC o RSE) de las empresas. El objetivo es muy sencillo: captar fondos para causas sociales que se encuentran directa o indirectamente vinculadas a algún producto o servicio de la empresa. En este sentido, el apoyo a las causas, en términos generales, debe ser coherente con la actividad desarrollada por la empresa. Un ejemplo es Ausonia contra el cáncer de mama, ya que una empresa de productos para higiene femenina se involucra en la lucha contra una enfermedad que afecta a las mujeres.

En términos generales, con el marketing solidario, las instituciones consiguen aportar valor a la sociedad para mejorarla pero obtienen un doble beneficio para la empresa. Por un lado, mejora la imagen de la compañía de cara al público, asociándola con la causa benéfica; por otro lado, atrae al público que se identifica con esa causa social. Es decir, se persigue un objetivo individual, ya que ayuda a la empresa, y social ya que se mejora un aspecto de la sociedad. Pero, ¿qué más beneficios tiene el marketing social para las empresas?

  • Genera y añade valor tanto a la empresa como a la marca, ya que sale fuera de su actividad para vincularse con otros proyectos y causas.
  • Mejor la imagen corporativa. El público tendrá una imagen más positiva de una empresa que invierte su esfuerzo y sus activos en causas solidarias que en una que no lo hace. Además, perciben una implicación y preocupación por parte de la compañía con problemas de la sociedad, lo que les hace sentirse más cerca de la marca.
  • Crea un posicionamiento favorable, es decir, mejora la opinión y la predisposición del público a conocer a la empresa, a la marca y a sus productos, incluso crea una mayor predisposición a consumirlos, lo que aportará un beneficio futuro.
  • Permite promocionarse desde otro punto de vista, lo que permite mayor creatividad.
  • Capta y fideliza clientes que son afines a esas causas.
  • Diferencia a la empresa de otras de su sector. Si otras empresas competidoras no llevan a cabo causas solidarias, la que si lo haga tendrá mayores posibilidades de destacar en el mercado. En este sentido también es muy importante la historia y el recorrido de las empresas en cuanto a Responsabilidad Social se refiere.
  • Aporta valores y personalidad a la marca. Más allá de la misión o de los valores de la empresa, aporta una personalidad socia que es altamente valorada por la sociedad.

En los últimos años, cada vez más empresas son conscientes de la importancia del marketing solidario y, por ello, realizan campañas solidarias y adquieren compromisos sociales. Sin embargo, es importante que las empresas sean coherentes también con la realización de sus actividades. Por ejemplo,  no tendrá sentido luchar contra la pobreza y la explotación laboral mientras se tienen fábricas en países del tercer mundo donde las personas trabajan en condiciones precarias. Si te interesa el mundo del marketing y crees que puedes cambiar las cosas y realizar un buen marketing solidario, infórmate sobre nuestro curso en Fundamentos Avanzados de Marketing y nuestra oferta formativa en Marketing y Ventas.

Otros posts que te pueden interesar


Comparte en las redes sociales:

2 comentarios en “¿Qué es el marketing solidario?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *