Adéntrate en el mundo del Email Marketing

Con la aparición de las Redes Sociales, se produjo un boom que preveía la desaparición del email marketing como estrategia de promoción y venta de nuestra empresa o producto. Las previsiones no iban del todo desencaminadas, y finalmente, las nuevas aplicaciones se han convertido en las herramientas básicas y principales de nuestra estrategia de marketing; un buen uso del email marketing puede reportar grandes beneficios, y nos permite acceder a un determinado público, que más tarde podremos dirigir hacia nuestro producto.

Al igual que con cualquier otro tipo de estrategia de marketing, para comenzar en el mundo del email marketing, es básico que realices un plan, con una serie de objetivos, claros y realistas. En función de esto, podrás establecer tu público objetivo.
A la hora de definir el público objetivo, juega un papel muy importante saber cuáles son tus objetivos y tu presupuesto. En función de ellos podrás decidir si te conviene utilizar la base de datos que ya posees o por el contrario contar con los servicios de una base de datos externa.
Aunque las Redes Sociales son una herramienta de marketing fundamental, existe un porcentaje de personas que siguen resistiéndose a su utilización y la única manera de hacerles llegar nuestro mensaje es a través de su bandeja de entrada. En este grupo de personas podemos incluir también aquellas que sí hacen uso de las redes, pero solo en el ámbito personal, por lo que nunca sabrán de nuestra existencia si no les hacemos llegar la información a su correo electrónico. También las redes serán una herramienta fundamental, sobre todo si se trata de una estrategia B2C, y nos permitirán conocer perfiles que encajan con nuestro público y que de otra manera no conoceríamos su existencia.
Una vez definidos los objetivos y el público, debemos centrarnos en el contenido. Aunque parezca obvio, cabe destacar que el contenido de nuestro email debe ser claro, conciso y llamativo, para que, aunque finalmente termine en la papelera, nuestra idea principal haya sido transmitida al público que anteriormente habíamos delimitado. En este punto juega un papel muy importante el uso de las imágenes, ya que vivimos en un mundo de inmediatez y altamente visual, por lo que, gracias a la elección de la imagen adecuada, podemos conseguir captar la atención rápidamente.
Otro punto muy importante relacionado con el contenido, es elegir el remitente y el asunto del email idóneo para llamar la atención de nuestro público. Al igual que con el contenido, debemos cuidar algunos detalles para que los principales servidores no califiquen nuestro correo como Spam. Algunos de ellos son por ejemplo no abusar de las mayúsculas o signos de exclamación, así como no utilizar palabras como “oferta, “novedad” o “sorteo”.
Por último, aunque esto debería fijarse en nuestro plan inicial, es muy importante fijar un “timing” para definir la frecuencia, con la que queremos hacer llegar nuestro email.
Antes de poner en práctica nuestra estrategia final, es recomendable realizar un periodo de prueba, para poder realizar los cambios convenientes antes de lanzar la campaña definitiva.

Otros posts que te pueden interesar


Comparte en las redes sociales:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *